Sin detectar “Laboratorios de droga” en Durango Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Sin detectar “Laboratorios de droga” en Durango

16 mil plantíos destruidos en lo que va del año.

Aunque el Estado de Durango sigue siendo una de las entidades en las que se detecta y destruye gran cantidad de siembra de enervantes, de acuerdo a información de la X Zona Militar, hasta el momento no se han detectado más laboratorios de droga.

El comandante de la X Zona Militar, General DEM Homero Mendoza Ruiz, detallo que en este momento la mayoría de las zonas identificadas como propicias para la siembra de enervantes están siendo vigiladas por los activos militares, dado que esta temporada es cuando más se cultiva por el tema de las lluvias.

“Es muy seguro que se incremente la destrucción de plantíos, pero obedece al clima que favorece las siembras”, dijo.

Sobre la cifra que se tiene en lo que va del año, el General acoto que se trata de más de 16 mil plantíos destruidos, pero promedio menos de mil son de marihuana y el resto de amapola, y según dijo, esto debido a que en la zona serrana por el clima es más rentable para quienes se dedican a esto.

De igual forma, dijo que es casi normal que cuando llega el personal militar a un sitio donde se detecta un plantío, este se encuentre solo porque casi nunca se encuentra a alguna persona.

Sobre el tema de laboratorios clandestinos señaló que han sido pocos los detectados hasta el momento, siendo el último localizado en el mes de Julio en la región de Tamazula en la comunidad de Higuerillas, sitios que se mantienen bajo resguardo porque no se tiene permitido ingresar hasta que la Procuraduría General de la Republica toma conocimiento para su destrucción.

Reconoció que en Durango afortunadamente en la zona limítrofe con Sinaloa es donde se encontraron este tipo de laboratorios, mientras que las regiones más cercanas a la capital, no se presentan.

Finalmente dijo que espera que la campana que se inició en coordinación con el Gobierno Estatal para hacer saber a la población que es un delito sembrar enervantes de resultados de forma positiva, pues este argumento es muy común en la zona serrana.